La violación de Sansa Stark en ‘Juego de tronos’

A duras penas conseguí terminar la primera temporada de Juego de tronos. No me fue mejor con los libros: ni siquiera pude acabar el primero. Pese a mi desinterés, es evidente que hay mucha gente a la que sí le interesa la obra de George R. R. Martin (en Libros de Babel hemos publicado algunos artículos sobre las novelas) y su adaptación televisiva. Y por eso es inevitable que me lleguen algunas de las cosas que ocurren en la serie de la HBO, como la famosa boda roja o la violación de Jaime Lannister a su hermana Cersei.

Sansa Stark y Ramsay Bolton - Juego de tronos

La última polémica es otra violación, esta vez sufrida por Sansa Stark a manos de su reciente marido Ramsay Bolton. Después de leer algunas reacciones airadas, con promesas de no seguir viendo la serie incluidas, busqué la secuencia para ver a qué venía tanto revuelo. (No, no me gusta ver violaciones, que conste).

Ramsay Bolton abusa de Sansa Stark en su noche de bodas mientras el primero obliga a Theon Greyjoy a presenciar la agresión (según leo en Variety, en el libro la escena es aún peor. Bolton no sólo obliga a Theon Greyjoy a mirar, sino también a participar). Aunque nunca es agradable ver cómo agreden a ninguna persona, no entiendo el jaleo que se ha montado. Más que la violación en sí, me llama la atención la doble cosificación que sufre Sansa: es víctima de una agresión sexual y ni siquiera protagoniza la secuencia de su propia violación; el rostro que vemos sufrir no es el suyo, sino el de Theon Greyjoy.

Al margen de todo eso, podría decir que es una tontería molestarse por algo que aparece en una obra de ficción, o que los espectadores de Juego de tronos, a estas alturas (que va ya por la quinta temporada, señores), deberían estar curados de espanto. Después de tantas muertes, mutilaciones, sexo consentido y no consentido y barbaridades de todo tipo y condición, que haya seguidores que todavía se escandalicen… en fin.

Pero no diré nada de eso. En su lugar, recordaré una secuencia de la primera temporada, muy parecida a esta de Sansa y protagonizada por una joven, inocente, casada contra su voluntad con un tipo que la noche de bodas también la viola.

Daenerys y Drogo

No recuerdo tantas críticas cuando fue Daenerys Targaryen la víctima, así que preguntaría a los espectadores ahora enfadados por lo de Sansa cuál es la diferencia entre una y otra violación. ¿Es porque Khal Drogo os cae mejor? ¿Porque está de mejor ver que el tal Ramsay Bolton? ¿Porque después Daenerys se enamora de su no deseado marido y violador? ¿Porque Daenerys es un personaje (aunque no lo fuera entonces) más fuerte que Sansa? Me encantaría que alguien pudiera aclararme por qué lo que le pasó a la Khaleesi es mejor, o menos malo, que lo que le ha pasado ahora a Sansa.

‘Juego de tronos’ con las voces en inglés

Esta mañana abro Twitter y me encuentro una imagen que reunía tuits de diferentes usuarios quejándose airadamente porque Canal+ estrenó anoche la nueva temporada de Juego de tronos en versión original subtitulada:

Como era tan sumamente burro y no sería la primera vez que circulan bulos por Twitter, he hecho una somera búsqueda para ver si es cierto que había gente quejándose de que lo habían emitido “con las voces en inglés”. Y sí, es cierto. Hay gente quejándose. Mucha, de hecho. Y, como dice @elgris, el problema no es el inglés:

O, al menos, no sólo el inglés (ni el español, porque si tienen problemas con gestionar unos subtítulos es que no andan muy allá de lectura en español; ni de escritura, según se deduce de sus tuits). La cuestión de la catetez, como dice @kalimero, también es importante:

Y también, quizás, que toda esa gente no sabe que Juego de tronos lo pusieron en EEUU la noche anterior, por lo que es imposible doblarlo, a no ser, claro, que uses un intérprete y le insertes otra pista de audio encima con una traducción simultánea, así, a pelo (sería, cuanto menos, curioso; algo así es lo que hacían no recuerdo si en Polonia, coger a un tipo, uno solo por programa, para doblar encima todas las voces de todos los actores).

A lo mejor es que no saben que el episodio se emitió la noche anterior. O que en realidad se rueda en inglés y que las voces a las que ellos están acostumbrados (las de la versión en español) son las de otros actores, no las de los tipos y tipas que ven en pantalla.

Si yo fuera Canal+, empezaría a preguntarme y a averiguar qué porcentaje de espectadores suponen los gañanes que, como los que aparecen en el Storify que he insertado al final de este texto, se han quejado airadamente de que en su tele hayan aparecido “unas voces en inglés”. Porque imagino que la cadena habrá realizado un esfuerzo importante (económico y de recursos técnicos y humanos) para poder emitir esto sólo unas horas después. Un esfuerzo que, si los gañanes son, como en el resto del mundo, mayoría entre los clientes de Canal+, igual no merece la pena.

Más perlas en este Storify.